El cuidado de los dientes en niños

dientes en niños

La importancia del cuidado de los dientes en niños

El cuidado de los dientes en niños es fundamental para que los dientes crezcan sanos. Los padres tenemos el deber de tratar la higiene dental desde que nacen hasta que son mayores para así evitarles futuros problemas bucodentales.

Las bacterias de nuestra boca transforman el azúcar de los alimentos en un ácido que dañan nuestros dientes y provocan enfermedades. Por ello, cada fase de crecimiento requiere de unas medidas especiales.

No obstante, te recomendamos que consultes con tu pediatra de confianza las dudas que puedan surgirte a la hora de utilizar un método de limpieza dental. Nosotros te facilitamos algunos consejos para proteger sus dientes.

Desde el nacimiento hasta los 6 meses

Las coronas de los dientes de leche se forman al nacer. Para mantener una correcta higiene de su boca desde el principio puedes utilizar un paño o gasa húmeda, que suavemente pasas por encima de sus encías al menos una vez al día. Por la noche, puedes darle un biberón con agua que le ayude a eliminar los restos de comida.

De 7 a 12 meses

Alrededor de esta edad ya tienen su primer diente, momento en el cual se les comienza a cepillar la boca  con un modelo suave, y con la salida de los molares habría que incluir el uso del hilo dental (uno especial para niños). También podemos cuidar la salida de los incisivos, que será doloroso para ellos, dándole juguetes blanditos que estén fríos y puedan morder. Nunca permitáis que el niño se quede dormido con el biberón o sin limpiar sus dientes.

De 1 a 2 años

Los pequeños consumen alimentos sólidos, por lo que los restos de comida pueden quedarse incrustados entre los dientes y es imprescindible eliminarlos con el hilo dental. A esta edad, otra de nuestras funciones como padres es enseñarles y habituarlos a una limpieza diaria, y llevarlos por primera vez a una revisión bucodental.

Desde los 3 hasta los 7 años

Un niño siempre imita a sus padres, sobre todo en este periodo de su vida, así que cuando os cepilléis los dientes intentad hacerlo delante de él para acostumbrarlo. El cepillo de dientes hay que cambiarlo cada 3 meses o después de pasar algún tipo de enfermedad.

Es recomendable evitar alimentos y bebidas azucaradas, y comenzar las visitas al dentista cada 6 meses, al cual deben preguntarle sobre el uso de suplementos con flúor y/o selladores dentales.

En nuestra clínica nos preocupamos del cuidado de los dientes desde que son muy pequeños para que estén sanos y fuertes en su edad adulta. A través de nuestro servicio de odontopedriatría, les enseñaremos las técnicas adecuadas para su cepillado diario motivándolos igualmente para que cada visita sea una experiencia única para ellos.


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies