MI PRIMER DIENTE

Share on facebook
Share on linkedin
Share on whatsapp

Llamamos dentición a la salida de los dientes. Se trata de uno de los acontecimientos más señalados en los primeros meses de nuestro hijo. Cada persona es un mundo y cada bebé reacciona de forma diferente a la salida de los dientes. En algunos casos no causa muchas molestias; mientras que en otros casos, este proceso puede ser más doloroso, causando un mayor grado de mal estar en los pequeños.

¿Cuándo salen los primeros dientes?

Los dientes de leche se empiezan a formar en la tercera semana de vida intrauterina. En general, la dentición infantil suele iniciarse entre los cuatro y ocho meses. Sin embargo, como hemos dicho anteriormente, esto puede cambiar de un niño a otro. Hay bebés que nacen ya con un diente; otros comienzan a cortar sus encías a los dos o tres meses; y finalmente, también hay quienes superan el año con su boca desdentada. Únicamente en el caso de que a los 14 o 15 meses aún no hubiese ningún síntoma de erupción dentaria, tendríamos que comprobar si hubiera algún problema.

¿En qué orden aparecen los dientes?

Normalmente, el orden en el que salen los dientes de leche se adapta a la evolución de la comida que ingerimos. Los primeros en aparecer son los incisivos, ideales para masticar verduras y alimentos blandos. Seguidamente los molares y los caninos, que surgen para adaptarse a la masticación de alimentos más sólidos.

  • Dientes incisivos inferiores: Entre los 5 y los 12 meses.
  • Dientes incisivos superiores: Entre los 7 y los 10 meses.
  • Dientes laterales superiores e inferiores: Entre los 9 y los 12 meses
  • Primeros molares superiores e inferiores: Entre los 12 y los 18 meses.
  • Caninos superiores e inferiores: Entre los 18 y los 24 meses.
  • Segundos molares inferiores y superiores: Entre los 24 y los 30 meses.

Síntomas de la dentición

  • Fiebre: según estudios, la temperatura corporal de los bebés aumenta algunas décimas el día en que salía el diente y el día después, aunque se encuentra dentro del rango normal. Si el pequeño presenta subidas de más de 38 Cº de fiebre, es un signo de enfermedad, independientemente de la salida de los dientes, por lo que hay que buscar la causa y tratarla.
  • Abundante baba: se trata de una de las señales más claras que augura la aparición de este proceso; pero esto no quiere decir que aparezcan inmediatamente.
  • Erupción y tos: debido al exceso de saliva, el bebé puede presentar algún tipo de irritación en manos y rostro; por ello es importante mantener estas zonas secas para remediarlo.
  • Irritabilidad e insomnio: las molestia que ocasionan tanto la gran cantidad de saliva como los posibles dolores en la encía, causan malestar que puede alterar la rutina del bebé.
  • Obsesión por llevarse todo a la boca: al morder calman su dolor. Es muy importante cuidar y vigilar lo que muerda para evitar infecciones, intoxicaciones y asfixias.
  • Posibles diarreas: en caso de que este síntoma se agrave, es conveniente y necesario consultar al pediatra de cabecera, ya que puede ser señal de otra afección.

Cada vez es más temprana la aparición de caries. Por este motivo, en Clínica Dental Dentalcalá recomendamos iniciar la higiene bucal a edad muy temprana, incluso antes de que aparezca el primer diente. Por otro lado, la primera visita al dentista debe realizarse cuando el niño cumpla su primer año de edad.

¡Recuerda! Nuestra clínica está adscrita al PADI, programa creado por la Junta de Andalucía, que asegura asistencia dental básica y gratuita a los menores de entre 6 y los 15 años. Para más información contacte con nosotros.

Clínica Dental Dentalcalá

En Clínica Dentalcala , ponemos tu boca en buenas manos y te ofrecemos más calidad con unas molestias mínimas. Por eso ponemos a tu disposición a nuestros experimentados profesionales y con un laboratorio de garantías, calidad y de reconocido prestigio.

Entradas recientes

Síguenos!!